Robledo de Chavela inaugura la Navidad con su ya clásica Bajada al Bosque nocturna

Por noveno año consecutivo, numerosos vecinos de Robledo de Chavela participaron en la bajada al bosque nocturna que organiza el Ayuntamiento de la localidad para dar la bienvenida a la Navidad.

Niños y mayores se citaron a la puesta de sol del 21 de diciembre en la ermita de San Antonio y, haciendo frente al frío y las inclemencias meteorológicas,  encendieron sus luces para emprender la singular Bajada al Bosque, ideada por el club local K y K Motor junto al Consistorio. 

Fue una edición muy especial, en la que abuelos, padres y niños retaron al mal tiempo para mantener la tradición navideña. El viento fue el principal protagonista por lo que se eligió una ruta a través de caminos más anchos de lo habitual como medida de prevención.

Y así, un año más entre pasos y villancicos, las luces surcaron el bosque desde la ermita de San Antonio hasta la plaza de España, cubriendo el panorámico descenso de poco más de tres kilómetros, con parada intermedia en el mirador de Robledillo. 

Como ya es costumbre, el Ayuntamiento ofreció a todos los senderistas una taza de  chocolate caliente a la llegada a la plaza. En la Bajada al Bosque se contó con la presencia de Protección Civil y Policía Local y del propio alcalde, Fernando Casado, que un año más no quiso perderse la oportunidad de celebrar el comienzo de la Navidad junto a sus vecinos.

COMENTA LA NOTICIA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *